Guía para aplicar y comenzar tu empresa con el método Lean Startup

Si por último te has decidido a poner en marcha esa empresa que lleva tiempo dando vueltas en tu cabeza, pero no tienes la menor idea de qué forma iniciar, en este artículo te compartiré una guía de creación de empresas basada en las metodologías de emprendimiento ligero. La meta de este artículo es presentarte un proceso punto por punto, a fin de que puedas desarrollar proyectos empresariales aplicando principios de “Lean start-up”, “Design thinking”, “Business model generation canvas”, “Customer development” y otras metodologías de la nueva ola del emprendimiento.

3 PARADIGMAS DEL EMPRENDIMIENTO QUE DEBEMOS DERRUIR

EMPEZAR UNA COMPAÑÍA

Falta de logística

Ya antes de entrar con detalles, es esencial “sacar” de nuestra cabeza ciertas ideas que por años han atormentado a los emprendedores y que habitualmente se transforman en obstáculos en el momento de empezar una compañía.

Lo más esencial es tener un producto “perfecto”: La metodologías tradicionales de emprendimiento están enfocadas en el desarrollo de productos, esto es, en invertir un buen tiempo en planificación con la meta de prever cada detalle y “crear productos perfectos que seguro van a ser un éxito en el mercado”. Por otro lado, las metodologías de emprendimiento ligero se enfocan en el desarrollo de clientes del servicio y se basan en la filosofía de “Fallar rápido, fallar pronto… Pero sobre todo, fallar en lo económico”. El producto deja de ser el centro de todo y se transforma en solo un factor más del modelo de negocios.

Realizar un plan de negocios es garantía del éxito: Crear un buen plan de negocios no es igual a crear un buen negocio, pero las guías de emprendimiento tradicionales y ciertos especialistas en creación de empresas ven los planes de negocios como una herramienta mágica que garantiza el éxito empresarial. Los tiempos modernos son exageradamente activos y variables, entonces resulta muy complicado realizar un documento que muestre con detalle lo que va a suceder con tu negocio en los próximos 3 o 5 años. Además de esto, los “Business plan” son demasiado recios, y en el momento en que un emprendedor empieza su empresa, no tiene todas y cada una de las contestaciones. El emprendedor verdaderamente busca unos modelos de negocios.

“Sin dinero no puedo emprender”: Si en estos instantes el primordial obstáculo para empezar tu empresa es la carencia de dinero, quiere decir que verdaderamente no tienes claro lo que piensas hacer y solo te disculpas en la carencia de recursos para continuar postergando tu emprendimiento.

Previamente los emprendedores especificaban en su plan de negocios todo cuanto precisaban para poder empezar su empresa, pero las metodologías de emprendimiento ligero cambian el enfoque y nos plantean enfocarnos más en la busca de clientes del servicio que en la busca de dinero. No se precisa dinero para empezar; se precisa dinero es para medrar más veloz.

9 pasos para emprender con Lean Start-up

1. Crea un equipo ganador

Capital deficiente

El paso inicial es buscar personas con perfiles multidisciplinarios, habilidades complementarias y con la firme convicción de aceptar el reto de crear empresa. No te fijes solo en los talentos. Busca personas con valores que estén prestas a dar ese sacrificio extra que marca la diferencia en el planeta de los negocios.

2. Identifica un inconveniente para solucionar o una necesidad insatisfecha

tener un Plan de Negocios

Sin importar un mínimo que tengas o no una idea de negocios, es esencial que examines tu iniciativa desde la perspectiva del inconveniente que buscas solventar o de la necesidad que quieres satisfacer. Es común que un emprendedor con una idea en sus manos acabe “encegueciéndose” por opinar que tiene la idea del siglo, entonces es bueno ver las cosas desde otras perspectivas y tener un criterio para determinar si verdaderamente nuestra idea cumple su objetivo de forma eficaz.

“A los clientes del servicio les importan SUS inconvenientes, no TU solución” -Dave McClure –

3. Piensa en una solución simple más eficaz

contar con la suficiente formación

Hay infinidad de planes de negocios archivados en los que se describen productos y servicios que prácticamente “revolucionan el planeta”, pero carece de sentido crear negocios perfectos en el papel si no somos capaces de incorporarlos. Ya tienes un inconveniente o una necesidad para enfocar el talento de tu equipo, ahora entre todos propongan la solución más simple, pero lo más eficaz posible. La idea es que se pueda desarrollar un producto mínimo viable o prototipo de dicha solución en un periodo corto de tiempo.

4. Diseña un modelo de negocios

Diseña un modelo de negocios

Tener un buen producto no es suficiente. La solución planteada es apenas un factor clave de un modelo de negocios, ahora el próximo paso es contextualizar dicha solución y meditar en de qué forma vamos conseguir que esa solución se transforme en un negocio que cree, entregue y capture valor. En este paso vamos a utilizar una herramienta llamada “Cuadro de modelo de negocios” (Business model generation canvas). La meta de esta herramienta es dejarte examinar un negocio por medio de sus 9 elementos clave.

BUSINESS MODEL CANVAS

Llenando cada uno de ellos de los bloques que componen el cuadro, vamos a poder tener una perspectiva más completa de qué haremos y de qué forma lo haremos.

DESARROLLA UN PRODUCTO MÍNIMO VIABLE

El cuadro desarrollado en el paso precedente es apenas el punto de inicio en nuestra busca de un modelo de negocios que sea repetible, escalable y rentable. Ahora debemos validar los diferentes elementos para revisar que nuestro modelo de negocios marcha, y solo hay una forma de efectuar dicha validación: interaccionando con el mercado.

La interacción con el mercado debe hacerse con clientes del servicio potenciales reales y utilizando un producto mínimo viable, o sea, una versión simplificada del producto que deseamos ofrecer.
En este paso podemos aplicar los principios de “Design Thinking”.

5. Valida tu modelo de negocios

Crea un equipo ganador

Utilizando nuestro producto mínimo viable, vamos a determinar si nuestro modelo de negocios marcha. La meta en este paso es conseguir retroalimentación de clientes del servicio reales y validar las tres hipótesis más esenciales que sostienen un modelo de negocios:

  • Hipótesis de cliente: Son aquellas hipótesis relacionadas con el segmento de clientes del servicio hacía el que deseamos enfocarnos.
  • Hipótesis de problema: Son las hipótesis que hacen referencia al inconveniente que deseamos solucionar o la necesidad que queremos satisfacer.
  • Hipótesis de producto/solución: Por último, tenemos las hipótesis asociadas a nuestra forma de solucionar el inconveniente.

Esta validación nos va a ayudar a revisar que verdaderamente hay un segmento de clientes del servicio con un inconveniente común, que el inconveniente es suficientemente relevante para que los clientes del servicio estén interesados en localizar una solución y que estarían prestos a abonar por nuestra solución.

Puede darse el caso, por servirnos de un ejemplo, de que se tenga un buen producto, mas dirigido al cliente del servicio incorrecto; o que se tenga un producto espléndido, pero que no soluciona ningún problema; o bien que nuestra solución no sea suficientemente eficaz para que alguien quisiese abonar por ella.

Esta validación se hace por medio de un proceso de aprendizaje aplicando los principios de “Lean Start-up”. El proceso de “Lean Start-up” se desarrolla en 3 pasos: Edificar, Medir y Aprender.

CICLO DE APRENDIZAJE LEAN START-UP

Este proceso es cíclico. Los pasos deben repetirse una y otra vez hasta hallar un modelo de negocios repetible, escalable y rentable.

6. Creación de clientes del servicio

BUSINESS MODEL CANVAS

Previamente se creaba la compañía para más tarde buscar clientes del servicio, mas ahora se ha dado la vuelta al proceso y nuestra busca de clientes del servicio se hace ya antes de crear la empresa; pero ¿De qué manera se hallan clientes del servicio para una compañía que todavía no se ha creado? Puesto que bien, para ello vamos a emplear la metodología “Customer Development” (desarrollo de clientes del servicio).

Esta metodología se compone de 2 etapas (busca y ejecución) y se desarrolla en 4 fases (descubrimiento de clientes del servicio, validación de clientes del servicio, creación de clientes del servicio y creación de la compañía).

METODOLOGÍA CUSTOMER DEVELOPMENT

Al terminar este paso ya no solo vamos a tener un modelo de negocios ratificado, sino además de esto, ya vamos a tener nuestros primeros clientes del servicio y mayor certidumbre del potencial de nuestro negocio.

7. Busca financiación

DESARROLLA UN PRODUCTO MÍNIMO VIABLE

Previamente el emprendedor salía con un plan de negocios bajo su brazo para lograr financiación y arrancar su empresa, aunque con este proceso que hemos desarrollado tienes más que un plan de negocios. Hasta acá ya tenemos datos reales proporcionados por clientes del servicio potenciales reales, e inclusive ya hemos logrado nuestros primeros clientes del servicio. Esta información es de gran valor pues puedes probar que tienes en tus manos un negocio que verdaderamente marcha y no solo fundamentarte en datos y estadísticas sacadas de Internet.

Existen múltiples fuentes de financiación para emprendedores tal como lo son los “Business angels”, programas de apoyo gubernativo, bancos, recursos propios, “Crowdfunding”, etc. Tu objetivo en este paso es lograr los recursos financieros precisos no para comenzar la compañía (pues prácticamente ya has comenzado y ya tienes clientes del servicio), sino más bien para conseguir que tu desarrollo sea más veloz y poder transformar tu empresa experimental (start-up) en una organización estructurada capaz de ejecutar el modelo de negocios que has construido y ratificado.

8. Afianza tu empresa

Desarrollar una Mentalidad de Principiante

Ya tienes un modelo de negocios que marcha, ya tienes tus primeros clientes del servicio y ya tienes recursos financieros, ahora debes edificar una organización estructurada con sus respectivas áreas administrativas y operativas, para iniciar la consolidación y el desarrollo de tu empresa.

9. Disciplina, trabajo duro y paciencia

Entregarse en cuerpo y ánima con lo que se ama

Y por último, no existen secretos que garanticen el éxito en los negocios. Solo se trata de trabajo duro, perseverancia, disciplina, pasión y mucha paciencia. Comenzar una compañía es apenas el paso inicial, ahora prosiguen años de dedicación para conseguir que tu empresa sea sustentable y se consolide en el mercado.

NOTA: Durante este artículo se incluyen una serie de enlaces hacía información más completa de las metodologías y conceptos acá mentados. Es esencial que ingreses a dichos enlaces y conozcas más sobre estos temas para entender mejor el proceso de creación de empresas acá descrito.

Libro Recomendado 

El método Lean Startup: Cómo crear empresas de éxito utilizando la innovación continua

A partir de octubre 21, 2017 10:23

¿Te ha sido de utilidad el artículo?

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 voto, promedio: 5,00 de 5)

También te podría gustar...